Wednesday December 13, 2017

Avances de la subasta latinoamericana en Nueva York

Fuerte presencia de arte contemporáneo cubano en Phillips, obras de la vanguardia recién llegada al mercado se presentan en Christie, y numerosas piezas de Tomás Sánchez

Carlos Enríquez, El Hurón Azul, 1953

Corrtesía de miamicurated.com

La semana próxima traerá a Nueva York ventas de obras latinoamericanas a Phillips, Christie’s y Sotheby’s. Aquí presentamos las tendencias de la temporada en el arte cubano en términos de subasta, las mejores ofertas y  apuestas para nuevos coleccionistas.

Carlos Estévez, Entropia del porvenir, 2008

Cortesía de Phillips



Phillips - la tarde del lunes 24 de noviembre

Para un comprador novato de arte cubano, pensamos que la venta en Phillips es un gran comienzo. De los 122 lotes que se ofrecen, 16 son de artistas cubanos, casi todos ellos contemporáneos. No encontrará ninguna obra de Wifredo Lam o Tomás Sánchez, pero si una buena selección de obras de artistas como Alexandre Arrechea, Abel Barroso, Belkis Ayón, y Rubén Torres Llorca, entre otros.

Carlos Garaicoa, Rivoli, 2002

Cortesía de Phillips

Cabe destacar: dos obras de Carlos Garaicoa, incluyendo Rivoli, 2002, de su serie de cajas de luz (Lote 80), un hermoso óleo y creyón sobre lienzo por Carlos Estévez (2008, Lote 109), y The Raft (La Patera), 2002, una impresión de Armando Mariño que  se ofrece aquí por primera vez.

Armando Mariño, The Raft (La Patera), 2002

Cortesía de Phillips

Christie’s - la noche del lunes, 24 de noviembre y el Martes, 25 de noviembre

La subasta a asistir. De 231 lotes, 51 son de artistas cubanos, incluyendo unas obras de la vanguardia, que estuvieron fuera del mercado por mucho tiempo, procedente de dos colecciones privadas. El Hurón Azul, 1953 (Lote 28), de Carlos Enríquez, fue adquirido de la hija del artista en 1960 y ha permanecido en la misma colección desde entonces. Ha sido estimado por un valor de $ 200,000- $300,000. Un segundo Enríquez, Elegía a Jesús Menéndez, 1953 (Lote 30), se estima en $100,000- $150,000.

Wifredo Lam, Oiseau caraïbe, 1952

Cortesía de Christie's

Entre varias obras de Wifredo Lam, el lote principal es la pintura de 1952 Oiseau caraïbe (Lote 33), que se estima en $400.000- $600.000. También se incluyen dos lotes importantes de Amelia Peláez: Naturaleza Muerta, (Lote 15), un gouache de 1947 estimado en $120,000- $ 80,000); y un segundo gouache, Untitled (Olimpia), 1955, (Lote 29), estima en $30,000- $40.000. También hay una destacada labor de Carlos Alfonzo, Figura azul (Alegoría de San Sebastián flechado), 1989 (Lote 216), que se estima en $40,000- $60,000.

Tomás Sánchez, Basurero verde para falsos ecologistas, 1996

Cortesía de Christie's

Se ofrecen también varias obras de Tomás Sánchez, incluyendo la pintura de 1996 Basurero verde para falsos ecologistas (Lote 57), el lote más importante del artista por un valor de $250,000- $350,000.

Sotheby's - la noche del martes, 25 de noviembre y el Miércoles, 26 de noviembre

Zilia Sánchez, Topología Erótica (de la serie Las Amazonas), 1968

Cortesía de Sotheby's

De los 178 lotes en la venta, sólo 13 son de artistas cubanos. De ellos, el lote principal es la pintura de 1999 de Tomás Sánchez Contemplador del Blanco (Lote 48), que se estima en $ 200,000- $250,000. Se destacan: el lienzo de Zilia Sánchez Topología Erótica (de la serie Las Amazonas), 1968 (Lote 111), que se estima en $ 25,000- $ 35,000, y un conjunto de tres dibujos a partir de 1989 por José Bedia (Lote 114), que se estima en $ 10.000- $15,000.

Otros artistas cubanos en la venta incluyen a Agustín Fernández, Agustín Cárdenas, Julio Larraz, The-Merger, Sandú Darié, y Mario Díaz Bencomo.